Existen varios tipos de Compresores para los vehículos. En algún momento se utilizó el Compresor Alternativo, que tiene un mecanismo de biela-manivela muy parecida al de un motor de combustión interna, pero hoy en día ya no son tan utilizados, aunque fueron los primeros. Estos Compresores eran bastante grandes y pesados por lo que provocaban efectos de inercia importantes.

También tenemos el Compresor Axial. Este Compresor es el que se utiliza hoy en día, ya que se encuentran de cilindrada fija y variable, aunque en autos a partir del año 2009 se encuentran con regulación electrónica. Estos pistones tienen entre 5 y 8 pistones, dependiendo del equipo de Aire Acondicionado al que este montado.

Este compresor tiene un plato oscilante que gira y arrastra la base de los pistones a través de una biela que está acoplada a un elemento fijo. La posición de este plato se atrasa o delante de acuerdo a la válvula de regulación.

Los Compresores Rotativos se encuentran principalmente en autos híbridos y en equipos de refrigeración industrial. Estos se componen de dos espirales, una que está fija y otra con movimiento. Esta última gira excéntrica solidaria al eje y su función es comprimir la masa que se absorbe del fluido refrigerante.

El Compresor de Paletas cuenta con una serie de palas que giran excéntricas. También tienen un rotor que gira deslizando sobre el estator. Este rotor es un cilindro hueco con estrías en las que dichas palas se mueven. Al producir una fuerza centrífuga, estas se comprimen y se ajustan a la superficie interior del estator. Este mecanismo es muy parecido al usado en bombas de dirección asistida.